Conexiones 5G en América Latina aumentarán a casi 62 millones en 2025

En un mundo donde prima el trabajo híbrido y donde el comercio electrónico se integró a la nueva normalidad, la conectividad se convierte en un aspecto clave para la actividad económica y social. Hoy en día es un facilitador importante para avanzar con la fabricación, las redes de energía y las ciudades inteligentes, y también para la atención médica digital, entre otros desarrollos. 

“En este contexto, la adopción del entorno de la Nube y la expansión de las aplicaciones en línea, sumados al crecimiento en el número de dispositivos de IoT conectados, requieren de métodos más veloces, sencillos  y de menor costo para conectarse a Internet”, comenta Cristian Rojas, Chief Technology Officer de BGH Tech Partner.

Tal es así que se espera que las redes de área amplia definidas por software (SD-WAN) reemplacen con el tiempo al MPLS tradicional. De hecho, se proyecta que el tamaño del mercado SD-WAN global alcanzará, según Market Reports World, consultora de informes de investigación de mercado e informes de análisis de la industria, los U$$ 5221 millones para 2028, contra US$995 millones en 2021; es decir que crecerá a una tasa de interés anual compuesta del 26% entre 2022 y 2028.

Ver más: Smart City Expo 2022 se presenta en Tel Aviv a empresas y gobiernos municipales de Israel

Por su parte, el mercado latinoamericano de los servicios SD-WAN todavía es incipiente, aunque está atrayendo la atención de las empresas que buscan aprovechar los beneficios comerciales que ofrece la tecnología, como una implementación más rápida de sucursales, ahorros de costos, conectividad optimizada en la nube y enrutamiento consciente de las aplicaciones. De hecho, los ingresos del mercado regional superaron los U$S 142 millones en 2020 según un informe de Research and Markets, la tienda de investigación de mercado más grande del mundo.

“Hoy en día, distintas tendencias tecnológicas emergentes dependen de la conectividad omnipresente de próxima generación. Pero las redes actuales no pueden brindar el nivel de servicio requerido para estas tecnologías. Por eso, en un momento en el que ya se empieza a hablar de 6G, se enfrenta el reto de que la tecnología 5G con acceso inalámbrico fijo (FWA) despegue como una alternativa viable de última milla. De esta manera, la banda ancha de alta velocidad ampliaría las oportunidades laborales y apoyaría a las pymes en áreas rurales”, explican desde BGH Tech Partner, quienes acercan soluciones de conectividad para que las empresas reduzcan tiempos en procesos de negocio y mejoren la productividad.

De esta manera, se espera que las conexiones 5G en América Latina aumenten de 0,3 millones en 2020 a casi 62 millones en 2025 según Statista, un portal de estadística en línea, año en que representarán el 13% de las suscripciones móviles de la región -y en el que el LTE (4G) todavía representará el 68% de las suscripciones móviles en Latinoamérica-. Sin embargo, el Wi-Fi 6, que ya supera silenciosamente a los 5G, también tendrá un papel importante que desempeñar en el futuro de la conectividad inalámbrica, tanto para los consumidores como para las empresas.