La ciberhigiene tiene sentido para la seguridad de la computación cuántica

Tanium, proveedor de la industria de administración convergente de terminales (XEM) de la industria, señala que si bien el procesamiento cuántico es capaz de realizar múltiples cálculos simultáneos a una velocidad alucinante, es ese poder de cómputo que si bien pude utilizarse en áreas de logística o investigación cientifica, también podría usarse para descifrar muchos de los esquemas que usamos actualmente para proteger datos confidenciales. Es una amenaza potencial que preocupa a los profesionales de la ciberseguridad.

Tanium señala que muchos de los sistemas de encriptación que se utilizan actualmente se basan en problemas matemáticos que son difíciles de resolver, incluso para las computadoras tradicionales. Sin embargo, la computación cuántica tiene el potencial de resolver estos problemas mucho más rápido. Si eso sucediera, muchos de estos esquemas de cifrado quedarían obsoletos.

Es ese potencial para descifrar las técnicas de cifrado existentes lo que no solo pone en peligro la economía digital, sino también la seguridad de los gobiernos y países. Esto explica por qué los expertos en seguridad ahora están explorando nuevos protocolos de seguridad que pueden resistir la amenaza que representa la computación cuántica.

“No obstante y aunque esta amenaza a la seguridad cibernética es real, es poco probable que suceda en el corto plazo, ya que la mayoría de los expertos predicen que todavía falta alrededor de una década para que sea un problema. Sin embargo, gobiernos y empresas occidentales ya están trabajando en conjunto para estar preparados para ese momento”, señaló Miguel Llerena, Vicepresidente de Tanium para Latinoamérica.

En ese sentido, por ejemplo, en Estados Unidos el presidente Biden promulgó la Ley de Preparación para la Ciberseguridad de la Computación Cuántica, que alienta a las agencias federales a adoptar tecnología que esté protegida contra el descifrado por la computación cuántica.

La ciberhigiene es sentido común

Por lo tanto, si bien no existe un peligro inminente de un ataque cibernético impulsado por la computación cuántica en el corto plazo, se debe estar atentos. Y la mejor manera de hacer eso actualmente es a travéz de la higiene cibernética, que es esencial para cualquier empresa que quiera protegerse de las amenazas cibernéticas y mantener seguros sus sistemas y datos.

Para Tanium, al implementar buenas prácticas de higiene cibernética, las empresas pueden prepararse contra el riesgo de ataques cibernéticos y proteger su información y sistemas confidenciales de acceso no autorizados. Esto incluye la actualización de software y sistemas operativos, el uso de contraseñas seguras y autenticación de dos factores, la copia de seguridad de datos importantes, el uso de software antivirus y el monitoreo de la actividad de la red.

También significa garantizar que los endpoints, esos dispositivos informáticos remotos que se comunican de un lado a otro con una red, también estén protegidos y libres de virus. Para hacerlo, las empresas deben asegurarse de tener una visión clara y certera de todas sus terminales, ya que no se puede proteger lo que no se ve.

“Aunque hay pocas dudas de que dentro de una década aproximadamente, la computación cuántica supondrá una amenaza para la tecnología existente, aún tenemos tiempo para prepararnos. Por ahora, la recomendación a las organizaciones es simple: concentrarse en establecer políticas sólidas de higiene cibernética para enfrentar las amenazas de seguridad actuales, esto nos irá preparando para abordar las amenazas que se avecinan”, finalizó Llerena.