¿Por qué el proyecto cripto panameño es diferente al de El Salvador?

Luego de que El Salvador abriera el camino hacia la utilización del bitcoin como moneda de curso legal otros países de la región, con serias dificultades económicas, está estudiando cómo sumar las criptodivisas en los mismos.

El diputado Gabriel Silva, quien propone el proyecto “Ley Cripto: Que hace a Panamá compatible con la economía digital, el blockchain, los criptoactivos y el internet”, explicó que, a diferencia de El Salvador, en suelo panameño las criptomonedas no serían de uso forzoso.

En el artículo 8 de la iniciativa legislativa se contempla el uso de las criptomonedas, específicamente bitcoin (BTC) y ether (ETH), como medio de pago.

“El proyecto de El Salvador me pareció positivo, ambicioso, interesante y con buena aceptación”, dijo Silva, y agregó que busca adaptar esa idea a la realidad de Panamá y crear una “competencia positiva”.

La constitución actual de Panamá prohíbe al gobierno imponer el uso de ciertas monedas como de curso legal, lo que podría facilitar la incorporación de bitcoin como moneda en el país, dijo Silva. 

Panamá, que no posee banco central, adoptó oficialmente el dólar estadounidense en 1904 tras un acuerdo monetario entre los dos países conocidos como Taft-Arias. 

Ver más: Bitcoin: El Salvador hace historia, ¿para bien o para mal?

El Balboa, una moneda local, también circula junto al dólar. Desde su introducción está atada al primero a una cotización de uno a uno. 

En cuanto a los incentivos fiscales, Silva dijo que el país ya cuenta con esquemas para atraer empresas de cripto a través de mecanismos como permisos de trabajo y exenciones fiscales. 

El texto propone que las personas naturales en Panamá o jurídicas establecidas en el país puedan acordar libremente el uso de criptodivisas como medio de pago para cualquier operación civil o comercial que no esté prohibida por el ordenamiento jurídico.

“Esta normativa simplemente propone una opción, pero si un ciudadano quiere pagar en criptomonedas y la tienda recibirlas, esta normativa respaldará la transacción. Aquí no se obliga a nadie, solo es una opción”, dijo Silva a Telemetro Reporta.

El proyecto también propone que los impuestos, tasas y otras obligaciones fiscales puedan ser pagados utilizando criptodivisas. Así lo ha explicado el propio Silva en una publicación en Twitter.

Silva dijo que el nuevo anteproyecto de ley fue elaborado en colaboración con ciudadanos panameños y un equipo multidisciplinario, que incluye a expertos de la industria y tecnología. La legislación fue creada tomando en consideración importantes directrices proporcionadas por organizaciones internacionales como el Grupo de Acción Financiera, señaló.

Ver más: Legalización de BTC en El Salvador: ¿cómo impactará en el resto de Latinoamérica?

Otra de las diferencias, de acuerdo con Silva, radica en que el Gobierno no se involucraría directamente con el manejo e intercambio de las criptomonedas, como ocurre en El Salvador, donde las autoridades crearon un fondo para poder sustentar y apoyar las transacciones.

De acuerdo a un importante empresario panameño consultado por TyN, “El diputado Silva ha intentado meter muchos proyectos sin consultar, que tienen muy baja chance de pasar. Todo lo que se le ha ocurrido como millenial: impuestos a ecommerce, nuevas leyes de firma electrónica, almacenamiento…., pero no sabemos de dónde las saca y después trata de sumar gente que se interese en las mismas.”