¿Te animarías a coquetear con un chatbot?

 No cabe duda que la tecnología cada día juega un rol más importante en nuestras vidas. Acciones tan cotidianas como hacer una búsqueda, dar ideas para elaborar un texto y hasta iniciar una conversación, se han potenciado con el uso de Inteligencia Artificial y del amor no está exento. 

Actualmente las aplicaciones de citas se han popularizado al grado de que hay diversas opciones y formas de conocer gente. Sin embargo, “romper el hielo”, puede ser más complicado para algunos y algunas de estas plataformas ya tiene habilitadas las funciones de chatbots como ChatGPT, para escribir sus biografías, mejorar el algoritmo y tener matches más afines a cada persona.

Al respecto,  3 de cada 4 usuarios piensan que el uso de estas herramientas es aceptable al momento de iniciar una charla o resaltar las cualidades del perfil, según un reporte de Tinder. Pero, ¿qué pasa cuando la ficción supera la realidad y las personas sienten “atracción” por una Inteligencia Artificial?

De acuerdo con un estudio realizado por Infobip, la plataforma de comunicaciones en la nube, 2 de cada 10 usuarios confesaron haber coqueteado con un chatbot en algún momento de la conversación mientras recibían atención del mismo. Ello es una muestra de que el amor no conoce límites, pero la IA tampoco, en especial si nos referimos al avance y aprendizaje automatizado con el que cuenta.

Eso no es todo, otra de las evoluciones de los chatbots es que se han desarrollado de tal manera que puedes incluso sentir que hablan con un amigo, o al menos, eso declararon 18% de los usuarios encuestados por Infobip. Lo que es un indicador de que estas herramientas tecnológicas, han superado la barrera de ser “robóticos”, pues el hecho de mantener conversaciones fluidas, interesantes y auténticas, es un resultado de la hiper personalización y de su propia configuración.

“La tecnología ha tenido un impacto significativo en nuestras vidas, incluyendo en nuestras relaciones amorosas. Pues mientras algunos se valen de ella para mejorar sus interacciones, otros interactúan directamente con ella, lo que es un resultado del procesamiento del lenguaje natural y los modelos de lenguaje grandes, para ofrecer respuestas humanizadas”, destaca Fabiola Jiménez, Country Manager de Infobip en México

Si bien no es razón para alarmarse, sí nos brinda la oportunidad de aprovechar eso a favor, por ejemplo, las empresas pueden mejorar la programación de sus chatbots para generar conexiones más estrechas que generen una impresión positiva de la comunicación y, por ende, del servicio. 

La hiper personalización es el futuro de la experiencia del cliente. Contar con las herramientas y procedimientos necesarios para interpretar los datos correctamente y ofrecer una experiencia inigualable, es la clave para hacer que se enamoren. En pocas palabras, ¿por qué no flechar a los clientes si un chatbot es capaz de atraer su atención?

Ver más: ¿Cuál fue la mayor filtración de datos de la historia?

Ver más: Bots: ¿Qué deben tener en cuenta las empresas para capitalizar esta innovación?

Ver más: ¿Estás listo para disfrutar este coloso?