Un mapa de inteligencia de Internet ofrece una vista única de la red

Ya se encuentra disponible el mapa de la inteligencia de Internet, una herramienta creada por Oracle para que los usuarios puedan monitorear el estado de Internet así como su influencia en diversas eventualidades como desastres naturales o interrupciones realizadas por el estado. El mapa es parte de la iniciativa Inteligencia de Internet de la empresa, la cual provee información y análisis sobre el estado de la infraestructura global de la red.

Por más de una década, los miembros del equipo de Inteligencia de Internet de la compañía han develado algunas de las historias más relevantes. Desde los secuestros de rutas BGP hasta las interrupciones de cable submarino, se han publicado datos y análisis objetivos que han informado al público sobre los fundamentos técnicos de Internet y sus efectos en temas como la geopolítica y el comercio electrónico.

Con el Mapa de Inteligencia de Internet, Oracle pone a disposición de todos capacidades analíticas a través de las cuales se pueden analizar los datos de rendimiento más completos del mundo. En este sentido, la empresa desarrolló el principal recurso para obtener información confiable sobre el funcionamiento de Internet.

“Internet es la red más importante del mundo, pero es increíblemente volátil. Si tiene alguna interrupción, se pueden ver afectadas empresas, gobiernos y operadores de redes de manera profunda. Como resultado, todas estas partes interesadas necesitan una mejor visibilidad del estado de Internet global”, comentó Kyle York, vicepresidente de estrategia de producto de Oracle Cloud.

El Mapa de Inteligencia de Internet presenta estadísticas de conectividad a nivel de país basadas en traceroutes, BGP y volúmenes de consultas DNS en un solo tablero de instrumentos. Al presentar estas tres dimensiones de la conectividad de Internet una al lado de la otra, los usuarios pueden investigar el impacto de cualquier inconveniente en todo el mundo.

“Es importante tener una visión global de Internet para comprender cómo los eventos externos impiden que los usuarios lleguen a sus aplicaciones y servicios basados en la web. Cuando se cuenta con esta información se pueden solucionar estos problemas y mejorar la disponibilidad y el rendimiento”, explicó Jim Davis, fundador y analista principal de Edge Research Group.